La estación de esquí no se hace responsable de informaciones y publicaciones ajenas a esta Web o de otras páginas que usurpan nuestro nombre.

+ información
 



NORMAS FIS DE COMPORTAMIENTO EN PISTAS
 

1.Respeto de los otros. El esquiador debe comportarse de manera que no ponga en peligro o perjudique a los demás. El esquiador es responsable no sólo de su propia conducta sino también de su material defectuoso. Esto también se aplica a los materiales recientemente desarrollados.

2.Control de la velocidad y el comportamiento. El esquiador debe esquiar controlando. Debe adaptar su velocidad y forma de esquiar a su habilidad personal y a las condiciones generales del terreno, nieve y tiempo así como la densidad del tráfico.

3.Elección de la ruta. El esquiador que viene de atrás debe elegir su camino de forma que no ponga en peligro al esquiador de adelante. El esquiador que está delante tiene preferencia. El esquiador que viene por detrás de otro en la misma dirección debe mantener una distancia suficiente entre él y el otro esquiador de forma que deje al que le precede espacio suficiente para moverse libremente.

4.Adelantamiento. El adelantamiento puede efectuarse por arriba o abajo, derecha o izquierda, pero siempre de manera que se deje espacio suficiente para prevenir las evoluciones voluntarias o involuntarias del esquiador adelantado.

5.Entrar en pistas y comenzar a esquiar. Todo esquiador que penetre en una pista o reanuda su marcha después de un estacionamiento debe mirar arriba y abajo de la pista para asegurarse que puede hacerlo sin provocar peligro para él o los demás.

6.Parar en la pista. Todo esquiador debe evitar estacionarse sin necesidad en los pasos estrechos o sin visibilidad de las pistas. En caso de caída en uno de estos lugares, debe apartarse y dejar libre la pista lo antes posible.

7.Subir y bajar a pie. El esquiador que suba o baje a pie debe hacerlo por el lateral de la pista. Moverse al contrario de la circulación general pone obstáculos perturbadores e imprevisibles a los esquiadores. Las huellas profundas hechas por los pies dañan la pista y son peligrosos para los esquiadores.

8.Respeto del balizaje y la señalización. Todo esquiador debe respetar el balizaje y la señalización.

 9.Prestación de ayuda. En caso de accidente, todo esquiador debe prestar socorro. La asistencia a un esquiador en peligro es una obligación de moral deportiva cuando no una obligación legal. Consiste en prestar primeros auxilios al accidentado. Informar al servicio de salvamento y señalizar el lugar del accidente para alertar a otros esquiadores. Las FIS espera que el delito de fuga esquiando será sancionado penalmente como delito de fuga en carretera en todos los países donde la legislación no lo prevé ya.

10.Identificación en caso de accidente. Todos los esquiadores o testigos, sean o no responsables, deben intercambiar nombres y direcciones después de un accidente. Las relaciones de los testigos son de gran importancia para redactar un informe del accidente completo y redactado.